jueves, 15 de noviembre de 2012

LA MÁQUINA DE ESCRIBIR

La máquina de escribir, de Leroy Anderson, es uno de esos "clásicos populares" que suelen utilizarse para acercar la música clásica a la población infantil o, como en este caso, ofrecer composiciones sencillas para garantizar la afluencia masiva a eventos solidarios. Siempre funciona bien porque es una pieza corta, agradable y divertida; mejor aún si el escribiente y el director ponen de su parte una pequeña interpretación.

La interpretación es de 2011, del concierto Voces para la paz, dirigido por Miguel Roa. El mecanógrafo es Alfredo Anaya.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todos los comentarios que estén firmados serán bienvenidos, no mantendré anónimos.